Mi nombre es Carla Madueño, tengo 27 años, vengo de Perú y soy ecóloga. Aquí un resumen de mi historia:

Si crecer significa que estaría por debajo de mi dignidad trepar un árbol, decido entonces no crecer.

Canción de Rickie Lee Jones

Sobre mí

Uno de los lugares en el mundo más felices en donde he estado es la densa selva amazónica peruana y haber hecho investigación en el bosque.

Crispín es un guacamayo rojo rescatado que reside en la Isla de los Monos – centro de rescate de fauna, Iquitos, Amazonía peruana.

Otro lugar inolvidable en el que he estado ha sido el delicado y antiquísimo valle de fósiles de dinosaurios y hoodoos en Alberta, Canadá y acampar ahí durante una experiencia de investigación. Como verán, los lugares más inolvidables para mí, han sido los más pristinos, frágiles, complejos e impresionantes que haya podido visitar.

Mi historia

Escarabajos y tardes jugando en el jardín frente a mi casa, o lectura de las enciclopedias y revistas de National Geographic que mis tíos me regalaban son algunos de los episodios que marcaron mi niñez y alimentaron mi curiosidad por explorar el mundo y preguntarme siempre el ¿por qué? de las cosas.

Hoy, dos diplomas universitarios más tarde, algunos cientos de kilómetros recorridos entre mi casa en Lima, Perú y Alemania y un par de años más tarde soy bióloga y especialista en ecología del cambio climático. Mi pasión por la protección del mundo natural me ha permitido llegar a muchos lugares, conocer a verdaderos líderes y abogados de Madre Tierra, y aprender a través de ellos de los problemas que afectan a sus hogares, y las soluciones que ellos promueven en sus campos de especialidad.

Sobre la iniciativa Tierra Somos

En el afán de no quedarme solamente con los aprendizajes, deseo compartirlos a través de esta plataforma: Tierra Somos.

Espero que de esta semilla crezcan frutos y que otros – como tú y yo – entiendan de qué va toda esta aventura de vivir y proteger a aquellos que vienen y caminan con nosotros.

Encontrarás más información sobre mí en Linkedin